viernes, 4 de diciembre de 2015

Condenada, de Chuck Palahniuk (frases)

  • La esperanza es un hábito execrable en el Infierno. 
  • Desear es otro síntoma de esperanza. 
  • Uno está en el infierno hasta que se perdona a sí mismo.
  • Lo único que hace que la tierra parezca un iInfierno, o que el infierno parezca un Infierno, es nuestra expectativa de que sea como el Cielo.
Libro que no ha logrado engancharme, pero tampoco me ha decepcionado. Considero que le faltó intensidad.

martes, 1 de diciembre de 2015

¡Estoy escribiendo un libro!


Como lo leéis. Es algo que llevaba maquinando desde hace varias temporadas y ahora, gracias al taller literario que estoy cursando en ALEA, he decidido poner en práctica lo aprendido y lo que seguiré aprendiendo.

La historia empezó a gestarse a mediados de octubre. Desde entonces he pasado muchas horas frente a la pantalla, corrigiendo el texto una y otra vez hasta dar con una forma de expresión con la que me sienta a gusto, siendo consciente de que dentro de un par de meses -o mañana mismo- me pueda parecer una bazofia lo que haya escrito hoy.

Mi narrativa será iconoclasta. No vendo ni pretendo ser la esperanza de la literatura hispanohablante. Con que me lea un número reducido de personas ya quedaré satisfecho. Tampoco niego que labrarse un nombre dentro de la escena literaria underground sería todo un logro, pero para conseguirlo hacen falta algunos más años de cagadas, de práctica y de soledad, mucha soledad.

jueves, 22 de octubre de 2015

Edimburgo


Mi viaje a la capital escocesa ha sido una de las experiencias más extrañas de mi vida, tanto para lo bueno como para lo malo. Desde que salí de Bilbao hasta que llegué a Edimburgo todo fue muy confuso. Por suerte, mi inagotable deseo de aventuras logró mantenerme en pie y con la vista al frente. El mantra que llevo tatuado en mi brazo derecho (nothing can stop me now) también ayudó.

Y casi sin darme cuenta, y de manera automática, me planté en Princes Street. Desde ahí se puede observar el Castillo de Edimburgo fácilmente. Era real. Estaba en Escocia cumpliendo uno de mis sueños, pero yo seguía en un estado onírico, intentado asimilar multitud de cosas. En mi mente se libraba una batalla entre mis varios yoes. Hasta que el instinto de supervivencia salió a flote y me arrastró casi cinco kilómetros hacia el norte, dirección y distancia que tuve que recorrer hasta llegar al maldito hostel (dormir allí fue una mala experiencia). No quería usar el transporte todavía, procuro caminar lo máximo posible.

miércoles, 21 de octubre de 2015

Despiértame cuando pase el horror

No recuerdo con claridad qué edad tenía cuando sucedió por primera vez. Fue entre los trece y los quince años, de eso estoy seguro. Durante esa época empecé a escuchar un programa llamado Radio Pirata. Salía al aire cada domingo a partir de las diez de la noche. En él pasaban música poco comercial como el industrial, el hardcore y diversos estilos electrónicos que me han seguido influenciando durante toda mi vida.

Para dejarme envolver por estos sonidos me acostaba en el suelo y ponía mi cabeza en medio de los bafles, hasta que me daba sueño y marchaba a mi cama.

Una noche cualquiera, y sin razón concreta, decidí escuchar el programa desde el sofá, dejando el televisor encendido y a bajo volumen. Tardé poco tiempo en quedarme dormido. De repente sucedió: el sonido de la radio llegaba a mí de manera distorsionada y con eco. Estaba acostado de medio lado y veía que los objetos que colgaban de las paredes se movían en forma de olas. La pantalla de la tele mostraba imágenes abstractas. Intenté moverme pero fue imposible. Tampoco podía gritar. No importaba la fuerza que hiciera, estaba completamente paralizado. Me entró el pánico. Aquello no se trataba de un sueño porque era totalmente consciente de lo que escuchaba y de lo que veía. Me preguntaba si habría entrado en coma. Temía lo peor. No sé cómo ni porqué, pero logré calmarme. Cerré los ojos -tampoco los tenía demasiado abiertos- y al cabo de un momento recuperé el movimiento.

Posiblemente esta experiencia haya durado tan sólo un minuto, pero en aquel instante me pareció una eternidad. No hablé con nadie al respecto. Tan sólo me convencí de que había sido una pesadilla muy intensa, y que no me volvería a pasar algo similar, pero estaba equivocado.

martes, 20 de octubre de 2015

De resaca en el Guggenheim


Aprovechando una invitación que tenía para visitar el gigante de titanio de Bilbao, decidí dedicarle toda la tarde del pasado domingo 11 de octubre. Lo hice con calma, escudriñando cada rincón que me faltara por ver a pesar de haber estado en anteriores ocasiones.

La retrospectiva dedicada a Jeff Koons había terminado un par de semanas atrás. Una pena, tantas formas y colores le habrían venido muy bien a mis sentidos, o no. Igual habría terminado con un ataque epiléptico. No exagero, tampoco lo digo de gratis, ya que la instalación La materia del tiempo, creada por Richard Serra, que se encuentra en la primera planta del museo, logró crearme claustrofobia. Adentrarse en estas espirales es como caer en la misma madriguera en las que cayó Alicia cuando seguía al conejo. La percepciones físicas y temporales cambian, las paredes se transforman, nos atrapan y nos empujan a buscar una salida que se hace esperar, o que nunca llega, ya que alguna instalación hay que recorrerla hasta el final y luego salir por donde se ha entrado. Experiencia curiosa, desde luego. No apta para los asustadizos de los espacios cerrados.

miércoles, 16 de septiembre de 2015

Gante y Bruselas


A mediados de febrero del 2015 pisé suelo belga con la intención de conocer Brujas, Gante y Bruselas. De estas dos últimas ciudades son los rincones que veréis a continuación:

martes, 15 de septiembre de 2015

PhotoSmartPhone Vol. III


Me llena de orgullo y satisfacción anunciar mi participación en el tercer volumen de PhotoSmartPhone, un libro que reúne 375 fotografías de 25 usuarios de la red social Instagram. De esta manera se da el salto de la plataforma digital al papel.

El nombre del proyecto es MAKUSIKUSI, palabra mágica del antiguo idioma de los vascos utilizada para detener momentos especiales. La aventura ha sido ideada y coordinada por Alberto Rubio.

Tengo en mi poder 20 copias del libro. Los/as interesados/as en adquirirlo pueden enviarme un mensaje privado mediante mi página en Facebook, y de esa manera os daré toda la información.


¡Muchas gracias! ¡Eskerrik asko!

miércoles, 5 de agosto de 2015

Manchester y Liverpool


Tan pronto Nine Inch Nails confirmaron fechas en el Reino Unido en la primavera del 2014, no dudé en ir a verlos. Me decanté por Manchester, ciudad en la que ya había estado tan sólo un día, pero quedé con ganas de explorarla a fondo. Aparte, Liverpool se encuentra a una hora en bus. Las cunas de Oasis, Stone roses, Joy Division, los Beatles y del Liverpool FC fueron motivos suficientes para volar hacia el noroeste inglés y perderme en las calles de estas dos ciudades.

El viaje fue memorable, me sentía como en casa y volví impregnado de lo que para mí es la verdadera Inglaterra: la obrera, la lluviosa, la de los paisajes industriales, y la de la música honesta.

Visité el mítico Anfield. Me emborraché y baile dos noches seguidas en The Cavern, el lugar donde empezó todo. Recorrí calles y lugares claves de aquel loco MaDchester. Caminé por el puerto del Liverpool bajo una llovizna incesante. Tuve un reencuentro con un ex compañero de la universidad, y nos pusimos al tanto de nuestras vidas mientras pisábamos bares alternativos. Salí de copas con gente del hostel donde me hospedé, así conocí personas de diferentes partes del planeta. Y el concierto de Nine Inch Nails... ¡FUE LA HOSTIA!

Os comparto las siguientes fotos:

martes, 28 de julio de 2015

Aterrizaje de emergencia

La decisión más sensata sería marchar a casa, pero veo todo en tecnicolor. Pocas veces el botxo se me presenta de esta manera. Me sumerjo en el Casco Viejo guiado por mi instinto, y termino en un bar que parece estar animado.

En la barra me atiende una chica. Es alta, morena, con rasgos latinoamericanos y un escote de locura. Absorto ante su belleza, tardo en reaccionar y titubeo al pedirle una cerveza. Mientras busca un vaso para servirme, casi pierdo mis ojos al ver su enorme trasero. ‹‹¿De dónde ha salido esta mujer?››, no paro de preguntarme. Cuando regresa con mi bebida, esboza una sonrisa y enseguida vuelve a su trabajo. Cruzamos nuestras miradas en varias ocasiones. Intento charlar con ella, pero la clientela no da tregua.

domingo, 7 de junio de 2015

París


Motivado por la lectura de Trópico de Cáncer, me lancé a la aventura parisina en Agosto del 2013 junto a mi madre. Dormí en un hostal ubicado en Montmartre, hermoso barrio que en el pasado atrajo a muchos artistas, aunque hoy en día tan sólo quedan vestigios de lo que fue aquella época bohemia.

No diré mucho más sobre París, porque ya bastante se sabe sobre ella. Me encantó y me inspiró. Creo que es una ciudad que hay que visitarla al menos una vez en la vida.

Aparte de los sitios turísticos -que son muchos y de visita obligada-, también me perdí en calles alejadas que no aparecen en las guías oficiales. Estos son algunos de los rincones que capturé con mi cámara:

viernes, 5 de junio de 2015

Jornada de limpieza

Estoy acostumbrado a despertar rodeado de objetos dispares después de una fiesta en mi apartamento. Por lo general son cosas relacionadas con la alteración de los sentidos: botellas de alcohol y latas de cerveza; pequeñas bolsas con droga de distinta índole. También algún que otro condón, más  una gran variedad de  juguetes sexuales. Pero hoy está siendo una jornada llena de sorpresas.

Al limpiar he encontrado de todo un poco. Reúno los objetos que no me pertenecen e intento averiguar quién es el dueño de cada cosa. Bebo un trago de una botella de Málaga Virgen que alguien ha dejado en el suelo, y empiezo a sacar conclusiones.

jueves, 28 de mayo de 2015

Bogotá


En el 2013 regresé a la tierra que me vio nacer, después de más de diez años sin haber vuelto. Aparte de Bogotá, también estuve en otras ciudades (Cali, Cartagena, Ibagué y Medellín). La mayor parte del tiempo estuve visitando familiares y amigos; excepto en Cartagena, donde hice turismo convencional ya que nunca había pisado La Heroica.

Todos los viajes aportan algo positivo, pero éste fue realmente especial ya que lo realicé en un mal momento de mi vida. Colombia me reactivó, me puso las pilas, y gracias a esto volví cargado de energía. Por eso estaré siempre agradecido con TODA la gente con la que compartí alegrías y penas en el país cafetero. Ellos/as fueron mi salvación.

Mi estancia en Bogotá fue festiva. Es la ciudad en la que nací, ya la conozco, así que sólo me dediqué a capturar rincones grafiteados, algunas calles y curiosidades. Así es la Bogotá underground que he fotografiado; 2600 metros más cerca de la estrellas estrellados:

viernes, 22 de mayo de 2015

Josu Ximun: "Empezar de cero en otro país me ayudó a superar ciertos traumas"

Josu Ximun reside en Berlín desde hace siete años. Eligió la capital alemana para seguir su labor como productor musical y como dj, dejando atrás los días de excesos y rock & roll. Gracias a su dedicación y esfuerzo, hoy goza de una gran reputación dentro de la escena electrónica europea. También ha producido los últimos álbumes de Art District y TaGeroSue, los grupos del momento.

A pesar de su ajetreada agenda, Josu acostumbra visitar a sus familiares y amigos en la localidad vizcaína de Mungia. Contacté con él antes de llegar a Euskadi, y aceptó concederme una entrevista.

La cita tiene lugar en el Kos, bar donde "siempre ponían buena música y nos emborrachábamos hasta las tantas de la madrugada", comenta. Aprovechamos una oferta de pintxo más cerveza a dos euros con cincuenta céntimos, y nos sentamos en una de las mesas que hay en la terraza.

Los años no han pasado sobre él. Aún mantiene su cabellera larga y lacia; viste de manera sobria: camiseta y chaqueta oscuras, vaqueros desgastados... continúa mostrando una actitud inquieta y jovial, por lo que conversar con él resulta agradable.

jueves, 14 de mayo de 2015

Praga


De Praga sólo puedo decir que es la ciudad más bonita que conozco, junto a Brujas. Tuve la oportunidad de visitarla en pleno otoño, posiblemente la mejor estación para admirar su variada arquitectura y perderse entre sus callejones medievales.

Hay mucho para ver en la capital checa, y de manera fácil ya que el centro no es muy grande. Aparte, se respira mucha cultura, sobretodo en el aspecto literario gracias al ídolo local: Franz Kafka. Es un sitio ideal para el artista que busca inspiración, o para el romántico de turno que desea tener un recuerdo entrañable junto a su pareja.

Esta ciudad ofrece de todo: caminatas por lugares de ensueño; buena comida y excelente cerveza; una intensa vida nocturna; música, cafés literarios y el famoso Teatro Negro. Si te aburres allí es porque así lo deseas.

A continuación te comparto algunas de las fotos que realicé durante la semana que estuve en Praha:

martes, 12 de mayo de 2015

Budapest


Tengo una cuenta pendiente con la capital de Hungría. Varias personas me han dicho que les ha encantado, mientras que a mí me decepcionó. También es cierto que no alcancé a recorrerla todo lo que quería, pero durante mi paseo por el centro tuve una sensación de abandono y deterioro que sólo se me disipó al subir a la colina del castillo.

La razón por la que fui a Budapest fue Sziget, macrofestival que se celebra en la isla Obuda -entre Buda y Pest-. Posiblemente la mejor experiencia musical de mi vida. Debido a esto me perdí la actividad nocturna de la ciudad, porque a esas horas nos encontrábamos bebiendo y saltando en la isla.

Estos son algunos de los rincones que capturé:

lunes, 11 de mayo de 2015

Berlin


La capital alemana es una de las ciudades que más ha logrado transmitirme un sentido de pertenencia, todo gracias a su población juvenil, liberal y dinámica. Tuve la oportunidad de hospedarme en Friedrichshain, distrito con gran actividad autogestionada del que guardo muy buenos recuerdos.

Las siguientes fotografías las hice durante el invierno del 2009. Por aquellos días hubo temperaturas de hasta -15°C.

miércoles, 22 de abril de 2015

viernes, 27 de marzo de 2015

Cross Club

Paola Miller pretendía hacer conmigo lo que estuviera a su antojo. Así me lo hizo saber cuando nos encontramos en la estación central aquella noche. ‹‹Déjate llevar›› fueron sus palabras. La propuesta era muy sugerente. Estaba ansioso por ver hasta dónde podía llegar.

Nos dirigimos en metro hacia una zona periférica e industrial, epicentro de la nueva ola cultural e independiente de la ciudad. Se inauguraba un club en un antiguo edificio que albergó una imprenta hace más de diez años. ‹‹¿El lugar se encontrará en condiciones?››, le pregunté a Paola. ‹‹No sé, pero si sucede algo, que nos pille drogados››, respondió.

viernes, 20 de marzo de 2015

Miller

En todos los años que llevo de camarero, nunca he sentido demasiada confianza por las mujeres desconocidas que llegan solas al bar para abusar del alcohol. Las experiencias son innumerables: amas de casa alcoholizadas que arrastran sus penas; despechadas que buscan calor junto al primer casanova que se les acerca; chicas que huyen temporalmente de sus novios, y cuando son encontradas por ellos, paso a ser un pervertido que desea aprovecharse de tan indefensas criaturas, finalizando con un ojo morado, como me ocurrió hace un par de meses. Y así siguen pasando ante mí variedad de historias, de vidas y de caras.

jueves, 5 de marzo de 2015

Barceloneta

No recuerdo haber tenido un buen concierto ninguna de las tres veces que hemos tocado en esta ciudad. Pero la de hoy, viernes 27 de febrero y fin de la gira, ha sido la peor noche de todas: un escenario inestable y mis teclados a punto de caerse en varias ocasiones; un sonido horroroso y el público, como casi siempre en Barcelona, estuvo más a sus cosas que prestando atención al directo; para más inri, he tenido una bronca con los de seguridad, todo porque se les metió en la cabeza que yo no formaba parte del grupo y que no podía volver acceder al recinto. ¿Puede empeorar más la jornada? Posiblemente sí, tan sólo necesito encontrar al camello de esta fiesta snob para que me suministre "juguetes varios."

martes, 3 de febrero de 2015

La declaración

El policía no daba crédito a lo que veía: un hombre calvo y corpulento, de metro ochenta de altura aproximadamente, inconsciente sobre una silla y con una tortilla estampada en su cara. Al fondo del bar yacía otro hombre, más delgado que el anterior, con melena rubia. Éste se encontraba de costado, con los pantalones bajados, y una escoba incrustada en su culo.

jueves, 22 de enero de 2015

Diarios del Botxo

Lunes 16 de junio

Esta mañana he despertado con unas ganas incontrolables de orinar. No suele haber nadie en casa a esas horas, así que salí de mi habitación hacia el baño con total confianza; despeinado, con un cúmulo de lagañas impidiendo abrir completamente mis ojos; descalzo y con paso torpe. Pero no me encontraba solo.

Al final del pasillo habían tres personas interponiéndose entre el baño y yo. Ya era demasiado tarde para volver atrás y arreglarme un poco. Así que me henchí de orgullo e impávido pasé junto a ellos, dejando bastante claro que ése era mi hogar. Por dentro era un manojo de nervios, y ni siquiera fui capaz de decir ‹‹buenos días›› por temor a que mi aliento les causara asfixia.

Una de esas personas era mi compañera de piso, las otras dos eran una pareja. Un chico de unos treinta y tantos años, y una chica algo más joven que él, pero me puedo equivocar. Actualmente me resulta difícil atinar con los años de la gente. Se suponía que a los treinta yo debería tener una apariencia adulta, con trabajo, mujer e hijos, pero aquí sigo: compartiendo apartamento mientras sufro un agudo síndrome de Peter Pan. En fin, deduje que alguno de ellos había venido a mirar la habitación que tenemos libre para alquilar.

lunes, 19 de enero de 2015

Sleaford Mods, mierda de la buena hermano


Imagen creada por Cun Shi para el New Yorker
.
Gracias a la batallita que se traen Noel Gallagher y Jason Williamson, voz en Sleaford Mods, he podido conocer a este duo inglés, que, al parecer, viene dando mucho de qué hablar en las islas desde hace un par de años aproximadamente.

viernes, 16 de enero de 2015

#Antihipster


Ampliar imagen

Contando (Isaac Tesla)

El siguiente video lo realicé entre octubre y noviembre del 2013. La canción también es de mi autoría, hecha bajo el pseudónimo 'Isaac Tesla'.

En esta ocasión quise mostrar el atardecer y la noche bilbaína, usando técnica time-lapse. He aquí el resultado: